Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo.

El alcalde de Cártama conoce de primera mano la estrategia de reducción de plástico y de gestión de residuos de Mercadona

Noticias

El alcalde de Cártama conoce de primera mano la estrategia de reducción de plástico y de gestión de residuos de Mercadona

El alcalde de Cártama, Jorge Gallardo, junto a la concejala de Servicios Operativos, Reme Porras, ha visitado las instalaciones del supermercado Mercadona de Estación de Cártama, donde ha podido conocer con más detalle la estrategia de reducción de plástico, de gestión de residuos y fomento del reciclaje que está desarrollando Mercadona, de la mano de Francisco Rodríguez, director de relaciones externas, y Desireé Torti, coordinadora de planta.
Bajo el nombre de “Estrategia 6.25”, esta iniciativa de Mercadona tiene un triple objetivo hasta el año 2025: reducir un 25% el plástico en su marca propia, que todos los envases sean reciclables y reciclar todo el residuo plástico que su actividad genera.
En este sentido, la compañía está poniendo en marcha 6 acciones concretas para la reducción del plástico, algunas de ellas ya están completadas, como la eliminación de las bolsas de un solo uso en todas las secciones, sustituyéndolas por compostables, así como la eliminación de artículos desechables de plástico de un solo uso. Asimismo, la empresa va a disminuir el uso de plástico de sus envases eliminando el que no añada valor, sustituyéndolo por otros materiales e incorporando plástico reciclado.
Igualmente, se compromete a que todos sus envases de plástico sean reciclables para el año 2025. Por otro lado, se contempla reciclar el 100% de los residuos plásticos de las tiendas físicas, servicio a domicilio y online. Además, se ayudará a los clientes a reciclar proporcionándoles información útil sobre reciclaje tanto en la tienda como en los envases, a través de pictogramas indicativos.
Esta estrategia forma parte de la política medioambiental que está desarrollando Mercadona desde hace años. Así, parte del menaje de hogar está elaborado con materiales reciclados. También se recogen los plásticos y los cartones de las tiendas, se compactan y reciclan para fabricar las bolsas de la línea de caja o los cartones de leche. Y los palets o las cajas de fruta son reutilizables, reparables, plegables y modulares. Se lavan y se vuelven a poner en circulación entre los proveedores una y otra vez favoreciendo los principios de la Economía Circular.
La empresa cuenta con un sistema de gestión ambiental propio, que identifica las áreas de su actividad donde se generan los impactos ambientales más significativos para poder mejorarlos y afrontar de esta forma los actuales retos ambientales. Basándose en la premisa de “Transportar más con menos recursos”, la gestión logística de la compañía está centrada en la optimización de cada trayecto realizado, la constante renovación y modernización de la flota, la búsqueda de modos de transporte más sostenibles con combustibles alternativos, y estrategias para mejorar la última milla. La empresa se halla además inmersa en una transformación que incluye la renovación de sus tiendas a un modelo más eficiente y sostenible, incorporando numerosas medidas y tecnologías que ayudan a reducir y optimizar el consumo de energía. Igualmente, Mercadona trabaja en colaboración con numerosas organizaciones nacionales e internacionales para poner en común buenas prácticas, aprender unos de otros y conseguir avances en sostenibilidad, teniendo siempre en cuenta la necesaria visión de cadena.